Recetas refrescantes para preparar con los peques

mayo 17, 2016

El verano está a la vuelta de la esquina. ¡Todos lo notamos! Y no solo por el ascenso de las temperaturas. La gente sale a la calle a pasear, los parques están llenos de niños, al igual que los campos de fútbol y las canchas de baloncesto; los pájaros cantan en los árboles que ya presumen de hojas nuevas; los planes de fin de semana nos llevan de excursión al campo y a todos nos apetecen cosas fresquitas y ligeras para comer.

En el post de hoy os proponemos varias recetas sanas, divertidas y refrescantes para que hagáis con los peques de la casa.

Una opción que encantará a los peques son los polos de gelatina, que cuentan con la ventaja de no derretirse tan rápido como los de agua o zumo. ¡Elaborarlos es súper sencillo! Tan solo necesitaréis: moldes y palitos para polos, gelatina de vuestro sabor favorito, agua y azúcar.

Si queréis hacerlos tricolores (como los de la imagen), debéis tener en cuenta que antes de echar la segunda capa de gelatina líquida hay que esperar a que la anterior esté casi congelada, y lo mismo antes de echar la tercera. ¡Ah! No olvidéis poner también el palito.

Otra posibilidad es preparar un granizado de naranja que, además de refrescante, está lleno de vitaminas y mejora la hidratación de los niños.

Para prepararlo necesitaréis 750 mililitros de zumo de naranja, 150 gramos de azúcar y una cucharada de ralladura de naranja. Seguramente esta no sea la receta que imagináis, ¡pero os garantizamos que queda deliciosa! El primer paso será mezclar todos los ingredientes, ponerlos a fuego lento y mantenerlo en ebullición removiendo hasta que el azúcar se disuelva. A continuación, se dejará la mezcla en el congelador durante dos horas en un recipiente poco profundo cubierta por un film. El paso final es triturar la mezcla congelada. Si queremos obtener una textura perfecta, tendremos que repetir el proceso de congelar y triturar hasta tres veces. ¡Será la bebida ideal para los días de calor!

La última receta que os proponemos es una pizza de frutas que hará la boca agua a pequeños y mayores y se convertirá en la envidia de cualquier pizzero italiano. Si ya os estáis preguntando cómo hacer la base, muy sencillo, tritura cinco galletas María y mézclalas con 100gr de mantequilla hasta que quede una pasta uniforme. A continuación extiéndela sobre una bandeja redonda y métela al frigorífico durante unos minutos. Cuando la saques, unta mermelada de fresa sobre la base y coloca la fruta cortada en rodajas. Si quieres darle un toque mucho más profesional, ralla un poco de chocolate blanco y espárcelo como si fuese queso. ¡Los niños devorarán la fruta sin pensárselo dos veces!

¡A disfrutar de la gastronomía y del buen tiempo!

Comentarios cerrados.

  • ¡Síguenos en Facebook!

  • Joopi Twitter

  • Compañia

    Joopi Kids Global, S.L.
    CIF: B87206132
    Dirección: C/ Dalia 26
    Teléfono: 636 617 930 || 910 291 245
    28933 - Móstoles - Madrid
    e-Mail: info@joopikids.es

Menu